ColaCao Anuncio Marketing Emocional Natural

Alimentación y marketing… ¿natural? ¿emocional? Analizamos el último ejemplo de ColaCao.

Ay, ay ay… querido lector, amigo mío. Lo que nos gusta, a los dos, una buena historia. Eso también lo saben los departamentos de marketing, sí. Por eso trabajan con tanta delicadeza cada spot y cada etiquetado alimentario. Como te dejo caer en el titular, vamos a ver un ejemplo con el último anuncio de ColaCao cargado de marketing emocional y reclamos confusos.

Debo reconocerte que no me siento cómodo con este tipo de estrategias. Para mí son otro método que genera confusión en el consumidor, en lugar de apostar por información rigurosa y veraz. ¿Qué nos quieren decir con expresiones como «natural»? ¿Por qué encontramos tantos alimentos que utilizan el reclamo «sin aditivos»? ¿Tú te paras a leer la lista de ingredientes?

¿Qué es eso de ‘cacao natural’?

«Por fin los granos de cacao se convierten en el polvo natural que lo cambia todo» se llega a escuchar en este anuncio. Cuidado con lo natural, mucho cuidado. Es un reclamo que parece que nos encanta, que por algún motivo nos transmite seguridad. Hace cosa de un año preparé un artículo relacionado con una de las campañas publicitarias que utilizó Burger King; lo titulé «Aditivos, ¿la belleza de una historia sincera?», por si quieres leerlo.

Nos olvidamos que expresiones como «natural», «100% natural» o «proviene de la naturaleza» no garantizan ni inocuidad, ni calidad ni una mejor relación nutritiva. Para ser rigurosos, son términos vacíos que no aportan información. Tampoco están descritos por la legislación vigente, lo cual nos insiste en que estas expresiones no significan nada. Algo que podría cambiar, y se ha solicitado que la Unión Europea regule este término en el etiquetado alimentario.

¿Cuándo deja un alimento de ser natural? El momento del procesado en el que consideramos que un producto pasa de ser natural a artificial es un verdadero misterio. Imagino que, según a quien preguntes, el cambio será en un punto distinto. Este anuncio de ColaCao nos dice que las vainas fermentan, se secan al sol, cruzan el charco, se tuestan, se muelen y mezclan con otros ingredientes. ¿Ha cambiado el grano en este viaje? Por supuesto que sí, lo llames natural o no.

La lista de ingredientes, tu mejor amiga.

«Un cacao que, como es amargo, lo endulzan y luego lo mezclan con el resto de ingredientes». Es una de las frases que más me ha impresionado en esta apuesta por el marketing emocional. Vamos, que como el cacao sabe amargo hay que mezclarlo con azúcar. ¿O es al azúcar al que le hemos echado un poco de cacao? Si tú también tienes esta duda no te preocupes, porque gracias al etiquetado del producto podemos comprobarlo de una manera muy sencilla.

Lo que haré es tomar la lista de ingredientes, y me encontraré con que el azúcar ocupa la primera posición. El Reglamento (UE) 1169/2011 me dice que aquí debo incluir todos los ingredientes del producto en orden decreciente de peso. Es decir, que el ingrediente principal de este ColaCao es azúcar. Aparece en segundo lugar, con un 22% en peso, el cacao desgrasado.

¿Qué pasa si miramos la información nutricional obligatoria? En «ColaCao Original» nos encontramos 70 g de azúcares por cada 100 g de producto. Si echamos el ojo a los hidratos de carbono la cifra sube hasta los 78 g. Al comparar con el «ColaCao 0% azúcares añadidos», nos encontramos 3,5 g de azúcares por cada 100 g. En definitiva, con los datos sobre la mesa decir que «endulzan» parece un eufemismo. ¡Tenemos que dar la vuelta a los envases y leer!

ColaCao Marketing emocional azúcares

«Sin aditivos añadidos» como modo de vida

La guinda del pastel son los aditivos, aunque no es algo exclusivo de este ejemplo. Nos lo encontramos en múltiples etiquetas y anuncios, ¿verdad? Expresiones como «sin aditivos», «sin conservantes» o «sin colorantes» se han convertido en el pan nuestro de cada día cuando seleccionamos productos al hacer la compra. Nos sobran los ejemplos: bollería, galletas, vegetales ultracongelados, salsas, cremas untables… y la lista continúa.

¿Por qué no lleva aditivos este ColaCao? Estamos ante un producto de cacao en polvo, deshidratado y con un alto contenido en azúcar. En consecuencia, no es un alimento que sea microbiológicamente perecedero. El único riesgo, por darle nombre, es que se deterioren sus características organolépticas pasados sus 2 años de consumo preferente. Eso sí, la ausencia de lecitina de soja es la causante de que se formen los grumitos, como explican desde Hipertextual.

¿Por qué añadimos aditivos a los alimentos? En la industria alimentaria los incluimos con una misión y un propósito tecnológico. Primer ejemplo que te cuento: alargar la vida útil de nuestros alimentos. Por eso añadimos los conservadores, y en el caso de ColaCao sería innecesario. ¿Y qué pasa si el consumidor nos pide que el yogur de fresa tenga color ‘fresa’? Habrá que alterarlo con el uso de un colorante apto para alimentos, porque de otra forma no sería posible.


⏩ ¿Te gustaría no perderte contenidos como este? Suscríbete ahora

⏩ Comparte este artículo si crees que será interesante para otras personas. 🆓 

Puedes leer otros contenidos relacionados como «¿Diferenciar un buen café de un ultraprocesado? No todas las opciones serán saludables», «ColaCao vs Nesquik: la competencia de dos marcas y dos estrategias comerciales».

4 comentarios en “Alimentación y marketing… ¿natural? ¿emocional? Analizamos el último ejemplo de ColaCao.

  1. Buenos días Miguel,

    ¿Qué tal estás? Espero que todo vaya bien.

    Felicidades una vez más por el artículo del Cola Cao, me ha encantado, cuánta razón!!!

    Un Abrazo Arantxa Hernández Sánchez Directora Comercial y Marketing ahernandez@labdial.com Móvil: 608 096 926 Laboratorio de Diagnósticos y Alimentación 2008, S.L.U Calle Jerónimo Muñoz, 1 · Boecillo (Valladolid) 47151 Tlf: 983 548 847 · Fax: 983 548 848 · http://www.labdial.com AVISO LEGAL: Este mensaje y sus archivos adjuntos van dirigidos exclusivamente a su destinatario, pudiendo contener información confidencial sometida a secreto profesional. No está permitida su comunicación, reproducción o distribución sin la autorización expresa de LABORATORIO DE DIAGNOSTICOS Y ALIMENTACION 2008, S.L.U. Si usted no es el destinatario final, por favor elimínelo e infórmenos por esta vía.

    PROTECCIÓN DE DATOS: De conformidad con lo dispuesto en las normativas vigentes en protección de datos personales, el Reglamento (UE) 2016/679 de 27 de abril de 2016 (GDPR) y la Ley Orgánica (ES) 15/1999 de 13 de diciembre (LOPD), le informamos que los datos personales y dirección de correo electrónico, recabados del propio interesado o de fuentes públicas, serán tratados bajo la responsabilidad de LABORATORIO DE DIAGNOSTICOS Y ALIMENTACION 2008, S.L.U para el envío de comunicaciones sobre nuestros productos y servicios y se conservarán mientras exista un interés mutuo para ello. Los datos no serán comunicados a terceros, salvo obligación legal. Le informamos que puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos y los de limitación y oposición a su tratamiento dirigiéndose a JERONIMO MUÑOZ, 1 47151 BOECILLO (VALLADOLID) o enviando un mensaje al correo electrónico a laboratorio@labdial.com. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, podrá presentar una reclamación ante la autoridad de control en http://www.agpd.es.

    ✘ Antes de imprimir, piense en el medio ambiente.

    Me gusta

    • Arantxa, ¡qué gusto verte por aquí!

      ¿Qué tal estás? Espero que todo genial por tu parte! 🙂

      Muchísimas gracias por pasarte a leer el artículo, para mí es un gusto. Me alegra que te haya encantado, ¡qué alegría!

      Me gusta

  2. Buenas Miguel, acabo de descubrir que aquí se pueden dejar comentarios :S Aprovecho igual que nuestra amiga Arantxa a felicitarte por este nuevo artículo. Los suelo leer todos eh, pero este me ha gustado especialmente. Estoy muy de acuerdo contigo en el cuidado que hay que tener al interpretar estas menciones… artículos como el tuyo ayudan a que seamos conscientes de que natural no es siempre sinónimo de sano y que la información más valiosa del envase nos dan los ingredientes. Enhorabuena!!

    Me gusta

    • ¡Pues no puedo más que darte las gracias Ana! 😄

      Por leer lo que por aquí comparto, eso por supuesto, y por dejar tu opinión. A mí es un anuncio que me llamó la atención (como muchos otros, eh!!) y me ha parecido interesante tomarlo como ejemplo de este tipo de marketing. Cuidado con las palabras, que muchas nos dicen nada pero nos gustan. Y concienciarnos de darle la vuelta a la etiqueta ¡cómo bien dices, la información más valiosa está detrás!

      Gracias de nuevo!!! Por aquí siempre encantadísimo de leerte.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s